Entrelectores / Blog / tumbas-de-poetas-y-pensadores

Tumbas de poetas y pensadores

23/12/2018

Sin Categoría

Virginia Woolf, T.S Elliots, Julio Cortázar, Marcel Duchamp, Gustave Flaubert o Susan Sontag son algunos de los protagonistas del libro de gran formato, de Editorial Siruela, que reune Cees Nooteboom con el título "Tumbas de poetas y pensadores".

 

 

Este compendio que nos muestra con fotografías de gran belleza (de Simone Sassen) el lugar donde descansan los restos de intelectuales tan ilustres, puede ser el regalo perfecto para mitómanos de diverso calado.

 

 

Con fotos en blanco y negro como telón de sus vivencias el autor recorre el mundo persiguiendo a quienes ya no están pero que han dejado un legado universal. Autores de las frases, libros y obras más importantes de nuestra época nos guían en este viaje que comienza en Río de Janeiro y que recorre desde París hasta Chile pasando por Colliure, Madrid, Samoa, Zurich o Berlín.

 

 

Algunas muy ampulosas, otras de extrema sobriedad pero todas las tumbas son de gran belleza. Si tuviera que quedarme con alguna quizá sería con la de Ítalo Calvino, por la sencillez y la vegetación que la acompaña. El lector también encontrará aquí las no-tumbas o lugares donde se supone que están los restos del personaje en cuestión pero no hay un lugar exacto al que dirigirse, como en el caso de Cervantes.

 

 

La historia de los protagonistas de este libro acompaña a cada fotografía. No es un libro cualquiera, es un libro para aprender y profundizar, para recordar, viajar y conocer a los protagonistas. Es un libro interesante que te sorprenderá cuando narra, por ejemplo, que todavía existe gente que va a los cementerios a insultar y hacer pintadas racistas y antisemitas a según qué lápidas, un libro donde el autor te habla de encuentros que tuvo con alguno de los protagonistas cuando aún vivían, que cuenta las dificultades con las que se encontró en cada cementario visitado, para localizar los panteones.

 

 

Nooteboom también nos ameniza con sus comentarios al describir los diferentes lugares que visita. Como anécdota cuenta, en el episodio de la calle de Cervantes, que "churros" son "una especie de buñuelos retorcidos".

 

A nosotros nos ha entrado ganas de visitarlas todas.

 

Últimas entradas blog